Equipo fotográfico básico y accesorios útiles para fotografía

Una lista de equipamiento básico para mejorar tu técnica fotográfica o para hacerte la vida más fácil. No se trata de tenerlo todo, sino de saber qué accesorios existen, qué utilidad tienen y si te van a permitir mejorar tu fotografía o probar técnicas diferentes.

 

 

Tarjetas SD para cámaras

Tarjetas de memoria (SD / micro SD)

Es conveniente llevar encima al menos un par de tarjetas de memoria adicionales, sobre todo si vamos de viaje o a lugares donde no va a ser posible comprar una tarjeta SD en caso de necesidad.

Criterios básicos para elegir una tarjeta SD:

  • Preferiblemente de Clase 10 (U1 / V10) o superior para fotografía
  • Preferiblemente de Clase U3 (V30) o superior para vídeo
  • Preferible varias tarjetas SD de capacidad media (por ejemplo varias tarjetas de 32GB) que una única tarjeta de gran capacidad, para minimizar el riesgo de perder material en caso de que falle una tarjeta.

Aquí tienes mucha más información sobre tarjetas SD y modelos recomendados

 

Baterías para cámaras

Baterías extra y cargadores

Es conveniente llevar al menos un par de baterías adicionales para la cámara. Dependerá del tipo de cámara, del uso que le vayamos a dar (por ejemplo el vídeo consume mucha más batería), pero como regla general no es buena idea salir a fotografiar sin al menos una batería de reserva.

Además tener varias baterías nos permitirá salir a fotografiar mientras dejamos cargando una de ellas (por ejemplo en viajes, vacaciones, etc. podemos dejar alguna de las baterías cargando en el hotel)

En el mercado existen baterías ‘clónicas’, de terceras marcas, que suelen dar buen resultado y son más baratas que las baterías originales de la marca de nuestra cámara. Algunos modelos recomendados para las cámaras más usadas (pulsa en los enlaces para buscar tu cámara y ver qué modelo de batería usa):

 

La mayoría de los modelos de cámaras incluyen el cargador en el kit inicial. Algunos modelos (p.e. algunas Sony) no incluyen cargador pero permiten cargar la batería en el interior de la cámara conectándola mediante un cable USB (esta solución tampoco es perfecta porque implica que la cámara queda inutilizada para fotografiar mientras está cargando la batería)

Una muy buena opción es comprar cargadores externos USB. Suelen ser relativamente baratos, ocupan poco espacio y no añaden peso al equipo, y ofrecen mucha flexibilidad ya que se pueden conectar a cualquier dispositivo USB que proporcione carga: un portátil, un cargador USB de coche, un powerbank (batería externa). Es una solución muy buena, sobre todo para viajes y para salidas a la naturaleza.

Cargador USB para baterías de cámaras

 

Ten en cuenta que estos cargadores suelen ser más lentos a la hora de cargar (depende también del dispositivo que está proporcionando la carga) pero suelen ser baratos y muy cómodos para llevar a cualquier parte.

Para encontrar el cargador USB adecuado para las baterías de tu cámara puedes buscar por el nombre de la cámara (p.e. cargador USB batería Nikon D5600) o mejor aún, buscar por el modelo de batería en concreto (p.e. cargador USB EN-EL14)

Cargadores USB para baterías de cámaras en amazon.es | Cargadores USB en amazon.com

 

Mochilas, bolsos y fundas para cámaras

Mochilas y bolsos

Hay muchos modelos de mochilas, bolsos y fundas para equipo fotográfico, cada uno pensado para un cierto tipo de uso o situación.

Creo que básicamente hay dos grandes variantes:

  • Las mochilas y bolsos pensados para transportar equipo. En las que prima el volumen de equipo que pueden alojar
  • Las mochilas / bolsos  pensados para trabajar (en una sesión fotográfica). En las que se prima la facilidad de acceso al equipo, comodidad, etc.

En general es muy difícil dar con una única mochila (bolso, bandolera, funda, etc..) que cumpla las dos funciones perfectamente.

De igual forma que no hay dos situaciones iguales. No es lo mismo salir de casa un rato para hacer unas fotos dando un paseo, que subir a la montaña para hacer fotos haciendo senderismo, que cubrir una boda o un evento social, etc..

También influyen mucho las preferencias personales. Hay personas que están más cómodas con una mochila, otras que prefieren un bolso de hombro para tener más fácil el acceso al equipo, otras prefieren ir con una simple funda con el equipo mínimo…

Al final la solución creo que pasa por tener varias mochilas, y elegir para cada situación la que mejor se adapta.

Más información sobre mochilas y bolsos para cámaras

 

Trípodes fotográficos

Trípodes

El trípode es un accesorio prácticamente imprescindible tanto para fotografía como para vídeo.

Para fotografía es necesario para disparar con velocidades de obturación bajas y en general para conseguir imágenes con la mayor nitidez posible (ya que cualquier movimiento mínimo de la cámara durante el disparo se traduce en una imagen movida, trepidada)

Para vídeo es más determinante si cabe, ya que la estabilidad de la toma durante la grabación es uno de los criterios más importantes en vídeo. Un vídeo con vibraciones o movimientos bruscos de cámara produce una sensación desagradable en el espectador.

En un trípode se busca sobre todo que sea muy estable, que evite que la cámara se mueva (por ejemplo por efecto del viento si estamos en el exterior) y que absorba bien las pequeñas vibraciones del entorno y de la propia cámara.

Por otra parte, es importante que el trípode sea muy usable y que nos facilite el trabajo por ejemplo a la hora de encuadrar. Además nos gustaría que fuese muy ligero y que se pudiese transportar con facilidad.

Algunas de esas características del trípode ideal son incompatibles entre sí, por lo tanto tendremos que buscar un equilibro, básicamente entre: estabilidad, usabilidad, portabilidad y precio.

En el caso de los trípodes, al menos en el rango que va desde la gama más baja hasta la gama media alta, hay una relación bastante directa entre calidad y precio. La calidad de materiales y la construcción afectan bastante a la estabilidad y a la durabilidad del trípode.

Para saber más sobre los trípodes:

Recomendaciones para elegir un buen trípode

Trípodes recomendados con una buena relación calidad precio

 

Correas y arneses

Correas

Aunque pueda parecer un elemento secundario, el tipo y calidad de la correa puede hacer que la experiencia de uso de la cámara sea agradable o una auténtica pesadilla, sobre todo cuando hablamos de equipo relativamente pesado (cámara + objetivo) y en sesiones de larga duración.

El principal problema con las correas ‘estándar’ que vienen con las cámaras es que suelen ser demasiado estrechas, lo que provoca una presión en la zona del cuello que se va acumulando y puede llegar a ser muy molesta, por rozadura en algunos casos o por los dolores musculares de cuello y espalda.

Utilizando correas más anchas se distribuye el peso sobre una superficie mayor y la zona del cuello lo agradece. Si además tienen algún tipo de acolchado suave evitaremos las rozaduras.

Hay otros tipos de correas que van colocadas a modo de bandolera y permiten descargar aún más la tensión sobre cuello y espalda.

También existen arneses y otras variantes como los cinturones con anclaje rápido.

Algunas opciones:

  • Black Rapid. Tiene opciones muy interesantes de gama alta, tanto en correas como en arneses, con su sistema de anclaje rápido. Son productos caros pero de calidad contrastada. Correas Black Rapid
  • Peak Design tiene su propio sistema de anclaje rápido para las correas mediante clips que se pueden comprar por separado por si usamos por ejemplo diferentes cámaras con una misma correa. Son correas de gran calidad, muy resistentes y sencillas de usar. Correas Peak Design y accesorios
  • Foto & Tech. También tiene muchas opciones para sujeción de la cámara: correas de cuello, de hombro, de muñeca… Suelen ser productos con buena relación calidad precio. Correas y sistemas de sujeción de Foto & Tech
  • Como referencia, si sólo buscas una correa sencilla para sustituir la de tu cámara, aquí tienes los modelos más vendidos en Amazon

 

Limpieza de cámara y objetivos

Accesorios de limpieza

Los accesorios básicos de limpieza serían:

  • Una pera de aire o soplador, para eliminar los restos de polvo y partículas adheridos a las lentes del objetivo, al sensor y a la propia cámara.
  • Un pincel de cerda suave, preferiblemente uno especialmente diseñado para limpieza de equipo fotográfico (que no suelte pelos, etc.)
  • Un líquido específico de limpieza para lentes
  • Bayetas de microfibra

 

Aquí tienes información más detallada sobre el mantenimiento y limpieza de objetivos, lentes y la cámara en general.

Para la limpieza del sensor (en caso de que no consigamos eliminar la suciedad o partículas mediante soplado con la pera de aire) existen kits específicos, quizás los más recomendados y fáciles de usar son los que permiten limpieza en seco, mediante un material viscoso al que se adhieren las motas de polvo y suciedad del sensor. Los más conocidos son de la marca Eyelead.

El proceso en sí es muy sencillo pero ten en cuenta que estamos manipulando uno de los elementos más delicados (y caros) de la cámara. Si no lo tienes muy claro es mejor llevar la cámara al servicio técnico para que le hagan una limpieza completa. Si vas a utilizar un limpiador líquido para el sensor (normalmente basado en algún tipo de alcohol) verifica antes que dicho líquido es compatible con el sensor de tu cámara, ya que algunos sensores van recubiertos por una película orgánica que puede llegar a destruirse.

Kits para limpieza de objetivos y cámara